Mente Maestra

  Daniel Orsanic, una persona que llegó en silencio y quedará en la historia del tenis argentino. Sus estrategias levantaron la primera ensaladera del país.

0012303048

Foto: Agence France-Presse

Daniel Orsanic, capitán de Copa Davis, ha sido el máximo responsable de que Argentina diga basta en la tierra que vio nacer a sus antepasados y obtenga la primera ensaladera no solo del país sino también de América Latina, tras cuatro subcampeonatos: 1981, 2006, 2008 y 2011.Marcó con fuego la historia del tenis argentino.

Su padre vino de Croacia junto a su familia luego de la Segunda Guerra Mundial y debieron cambiar su apellido a Orlovich por temor a represalias, de esta manera tuvieron que empezar de cero. Así llegó al mundo del tenis, como profesor, enseñó el deporte en distintos clubes y fue entrenador de varias figuras como José Luis “Batata” Clerc.

Orsanic, quien conserva el apellido original de la familia, siguió el tenis desde adentro. Fue jugador profesional donde se destacó como doblista, modalidad en la que ganó ocho títulos y alcanzó dos veces las semifinales de Roland Garros junto a Lucas Arnold Ker en 1997 y a Jaime Oncins en el 2000. Un año más tarde decidió continuar el legado de su padre, en 2004 fue entrenador de José Acassuso y bajo su tutela mejoró notablemente su tenis.

copa-davis-2309011w620

Foto: Santiago Filipuzzi – La Nación

Durante el 2014 fue designado Director de Desarrollo de la Asociación Argentina de Tenis (AAT) cuya función se destaca por estimular el deporte en los jóvenes de todo el país. Varios capitanes antes de ser designados ocuparon ese cargo: Vázquez, Gattiker, Luza, entre otros y esta no fue la excepción. Tras el repechaje ante Israel ese mismo año, remplazó a Martín Jaite.

Bajo su cargo Juan Martín Del Potro volvió a la selección de Copa Davis para disputar los cuartos de final ante Italia. En 2013 la torre de Tandil había anunciado su retiro por importantes diferencias con el capitán de ese momento y la AAT. Orsanic fue responsable de su regreso, el cual fue clave para conseguir el primer trofeo.

Su desempeño como capitán se desarrolló en silencio hasta el partido de Gran Bretaña por semifinal. Allí designó como primer singlista a Delpo quien debía enfrentar a Murray nuevamente, tras perder en la final de los Juegos Olímpicos. Con un 2-0 el primer día lo volvió a colocar en dobles para cerrar la serie pero no funcionó y a pesar de todo hizo creer a los británicos que volvería a jugar el quinto punto, al montar una entrada en calor antes del partido.

De esta manera llegó a la final, ante Croacia y nuevamente de visitante como en todas las fases, donde su primera medida fue prohibirles a sus jugadores sacarse fotos y ver el trofeo ya que esto los podría distraer. En el quinto punto se inclinó por Delbonis tras su buena adaptación a la superficie y la actuación ante Cilic. Las decisiones que tomó como capitán fueron determinantes para que Argentina traiga su primera ensaladera a casa.

copa-davis

Foto: Sergio Llamera – AAT

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s