“Todas las noches soñaba con el oro”

11731611_675748512556875_3592440709720422684_o

Lejos del brillo de los deportes olímpicos, el patín se estableció en la primera jornada como el deporte de las alegrías para los argentinos: las preseas llegaron ayer por partida doble (oro y plata) gracias a la actuación de Maira Arias en los 10.000 metros y de Ezequiel Capellano en los 500, que confirmaron sus brillantes actuaciones en el Mundial de Rosario de 2014 y se llevarán a su casa las preseas panamericanas.

Y, en ese sentido, no se puede hablar de sorpresa: Arias es subcampeona mundial vigente en 10.000 y 20.000 metros, y llegó a Toronto con el objetivo claro de consagrarse campeona en los Juegos Panamericanos, “nuestro campeonato más importante”.

Y la neuquina, que entrena en Mar del Plata, capital nacional del patín carrera, junto a su pareja, Rubén Martínez, arrasó: en la pista del Centro Acuático, con una pista ardiendo por el calor, aprovechó la caída de su máxima rival, Johana Riveros (campeona mundial de la especialidad), fue un vendaval que sumó 41 puntos, muy por encima de los 11 de Emma Townsend (Ecuador) para la plata y de los 6 de Valeria Riffo (Chile) para el bronce.

“Al principio la carrera empezó muy lenta y yo soy de carreras un poco más rápidas. Cuando empezó a moverse un poco más el pelotón y hice el primer embalaje me sentí bien dije ‘bueno voy a tratar de seguir sumando’ y cada vez veía más diferencia. Me empecé a alejar y pude sacar una gran diferencia, ya a mitad de carrera pude ver que la misma era casi mía”, analizó Arias. El resto de la carrera fue regular y controlar el factor sorpresa: “Estaba todo el tiempo pendiente de que no haya escapadas. De hecho, pasó con la ecuatoriana pero la pude alcanzar”, reconoció tras darle a la delegación su segundo oro: el primero también vino por la vía del patín, aunque artístico.

“Todas las noches soñaba con la medalla de oro, es algo muy emocionante. Tenía toda la cabeza puesta en la carrera”, declaró emocionada tras el triunfo, y apuntó al mundo: “Ahora quiero ganar la medalla de oro en el Mundial”.

 

La plata de Capellano

Tampoco fue sorpresa la presea plateada de Ezequiel Capellano en los 500 metros: el patinador viene de dos medallas en el Mundial y sumó ayer su tercera plata panamericana, en tres especialidades (1000, 10.000 y ahora 500).

Capellano quedó muy cerquita del ganador de la prueba, Pedro Causil Rojas: marcó 40,909, apenas a 0.259 de los 40,650 del oro. “Los colombianos son los campeones del mundo, peleamos mucho la carrera para intentar subir al oro, pero llegamos a la plata que me pone muy feliz”, explicó Capellano en declaraciones a TyC Sports tras la prueba.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s